COMO VEO…DOY 
NEFTALÍ URBINA DÍAZ

 

*CON AMIGOS ASÍ ¿PARA QUE QUIERE ENEMIGOS? 

*ELEAZAR GUERRERO, EL PARIENTE INCÓMODO 

*LA LUCHA CONTRA EL HUACHICOL POPULARIZA A LÓPEZ OBRADOR Y DA CERTEZA A INVERSIONISTAS 

*WINCKLER: A HORAS DE SABER SU DESTINO 

*LA CORTESÍA DE ALDO VALERIO EN EL CONGRESO DEL ESTADO 

 Dice el dicho que, la familia como el sol, entre más lejos, mejor, y en el caso de Cuitláhuac García Jiménez, no sólo es la familia, sino también algunos colaboradores que, literalmente, les importa poco lo que se les manda pues, se hace lo que ellos dicen y no, lo que el gobernador de Veracruz ordena, demostrando que, en la entidad, tenemos un primer mandatario con falta carácter, al que le sobran malos colaboradores y hasta parientes que, de seguir así, harán de este sexenio, un infierno para quien debe llevar las riendas del Estado. 

No vamos a buscar culpables, pero ¿A quién se le ocurre cerrar las oficinas de política regional en los municipios? ¿O será que la eficiencia de otras secretarías o de la misma Fiscalía General del Estado es tan buena que, el mandatario veracruzano está bien enterado de todo? No estamos inventando nada, es lo que vemos en Misantla, donde el inmueble de esa dependencia ya se está rentando, en Martínez de la Torre, donde el local está vacío cuando, política regional es el organismo encargado de mantener informado al secretario y al gobernador de todo lo que pasa en las diferentes zonas de la entidad; son los encargados de saber quién está preparando una manifestación, una protesta, la toma de un palacio o el cierre del centro histórico de Xalapa, además de saber quién o quiénes son los líderes de cualquier movimiento, por mínimo que sea pero, mientras algún sesudo analista de la oficina del gobernador, de la secretaría de gobierno o el mismo secretario de gobierno buscan gente a modo, se pone en riesgo la integridad física del primer mandatario veracruzano, su investidura, su prestigio y todo, por querer poner a gente de confianza en ese cargo, como si el presupuesto del Estado no permitiera pagar gente con capacidad cuando, lo importante es, tener quien sepa de operación política, de análisis y cálculo de riesgos; gente que, sin importar el color o ideología, sepa que lo importante es cuidar el gobierno y la investidura de quien lo representa, de evitar conflictos o inconformidades por mínimas que estás sean, sólo así, se podrán evitar eventos como el de Chinameca, donde, por fortuna, sólo salió lastimado en su orgullo el gobernador pero, de haber sido en Tatahuicapan ¡Hasta en burro lo pasean! ¡Y ahí sí, culpables habrían sobrado! 

Eleazar Guerrero Pérez es, para muchos, un suertudo que se sacó la lotería sin haber comprado boleto, el que le llevó la campaña a su primo y gracias a eso, hoy es subsecretario de finanzas y está repartiendo puestos en el gobierno a su antojo y conveniencia; para quienes lo conocen, Guerrero Pérez no es más que un oportunista que ya está demostrando que, su verdadero interés es, olvidarse de los amigos que lo ayudaron cuando estuvo en la banca y llenarse los bolsillos a costa de los veracruzanos. Como ejemplo y sólo por decir algo, cuando fue director del Instituto de Capacitación para el Trabajo en Veracruz (ICATVER), fue el peor tiempo para los trabajadores de dicho instituto, fue la época en la que Aníbal Pacheco López quería ser presidente municipal de Xalapa o por lo menos, candidato y como para eso se requiere de dinero, Guerrero Pérez, aprovechando su posición en el ICATVER, se encargó de rasurar el sueldo de los trabajadores del instituto de tal manera que, los empleados se manifestaron en grande, obvio, el actual subsecretario de finanzas, ni se inmutó, ese es el flamante funcionario público que está manejando el dinero de los veracruzanos.

Estamos viendo un proceso importante en el país, con gente a favor y en contra, pero sin marchas, manifestaciones o protestas multitudinarias pero sí, con un apoyo inusitado por parte del pueblo de México, que no se había visto antes en ningún mandatario nacional; el combate al robo de combustibles, digan lo que digan, no sólo está disparando la popularidad de López Obrador, sino que también, está devolviendo la confianza a diversos sectores del país que, necesitaban la certeza de que, sus inversiones en el país, estarían bien protegidas; AMLO le está dando a los inversionistas nacionales y extranjeros, la mejor de las seguridades, la de saber que, el combate a la corrupción va en serio, nada más nos falta que se empiece a meter a gente a la cárcel por la corrupción imperante en Pemex que, alcanzó, a través de Deer Park, la refinería de la cual Petróleos Mexicanos es dueña al 50 por ciento, daños por más de 120 mil millones de dólares que eran lavados en Europa y que, sin duda, lo sabían los presidentes de la República como Fox y los caballitos de los Sahagún, como llamaban a la empresa cuyo logo era un hipocampo y que tuvieron la oportunidad de trabajar con plataformas petroleras en México, aunque ahora, Vicente Fox diga que, López Obrador tiene que presentar pruebas de lo que dice. Creemos que, para eso, será el Fiscal General del País quien se haga cargo y nos inclinamos por dos personajes: Alejandro Gertz Manero o Bernardo Bátiz Vázquez quienes, no sólo poseen experiencia a nivel curricular, sino que, cuentan con la suficiente experiencia en la práctica, como para poner en orden e impulsar la política anticorrupción y de seguridad pública de López Obrador, uno de ellos será definido pronto. 

Y en Veracruz, hoy inicia el proceso para remover al Fiscal General del Estado de Veracruz Jorge Winckler Ortíz, en el Congreso habrá quienes estén contentos y quienes estén inconformes, que será una minoría dentro del grupo legislativo de Acción Nacional, pero lo más importante es que, para su comparecencia, Winckler Ortíz ha dicho que se presentará en el palacio legislativo, acompañado de su abogado y ha dicho que es: Miguel Ángel Yunes, el ex gobernador de la entidad ¿Será verdad? Esperaremos los tiempos, mientras tanto, incluidos varios panistas están de acuerdo en remover al fiscal, mismo que ha perdido el amparo más importante, aunque le queda uno que, para efectos legales, no le va a servir de nada. 

Y ya que hablamos del Congreso de Veracruz, nos es grato ver que Aldo Valerio Zamudio, titular de Comunicación Social en ese poder, está atendiendo a la gente de prensa con una cortesía poco usual, pero todos, salen de la oficina de Valerio Zamudio con una sonrisa en el rostro; nosotros vemos bien que el contador sepa tratar a la gente, porque nos consta que también ha estado en la brega, codo a codo con los reporteros y foto reporteros, aunque su trabajo al frente de importante medio, no haya sido, precisamente, como reportero, pero sí, conoce y sabe tratar a la gente y eso, para quienes salen desde temprano de sus casas, la mayoría de las veces sin desayunar, cuenta mucho, ya no hablemos de quienes son directores y dueños de medios pues, ven en Aldo Valerio, a un funcionario que sabe tratar a cada uno, como se merecen.